Red de liturgia

CLAI - Consejo Latinoamericano de Iglesias

Inicio | Quiénes somos | Enlaces

24 de octubre de 2018

Intercesión antifonal (Marcos 10:46-52)

Autor/es: Maximiliano A. Heusser

Visto: 204 veces


 


 


Dios de amor, que escuchaste el clamor de Bartimeo, abre nuestros oídos para que podamos escuchar a quienes claman y gritan por la vida plena que les es negada.


Abre nuestros oídos, Señor.


Dios de amor, que abriste los ojos de Bartimeo haciendo que recuperara la vista, abre también nuestros ojos para que podamos verte en medio nuestro y de nuestras necesidades.


Abre nuestros ojos, Señor.


Dios de amor, que atendiste a un marginal pudiendo restaurarle la vida, ayúdanos para que podamos asumir nuestra responsabilidad como siervos y siervas tuyas en los márgenes.


Ayúdanos a servir, Señor.


Dios de amor, que le preguntaste a Bartimeo qué quería, te pedimos que podamos tener también ese respeto con las personas a las que servimos, devolviéndoles la palabra que les fue quitada.


Ayúdanos a amar y respetar, Señor.


Dios de amor, Bartimeo estuvo dispuesto a seguir a Jesús. Ayúdanos a aceptar a las personas que Tu llamas a ser parte del rebaño, sin distinciones ni miramientos.


Te lo pedimos en el nombre de Jesús, Amén. 


 


P. Maximiliano A. Heusser 


(San Carlos de Bariloche, Rio Negro - Argentina)


 
Share

Palabras relacionadas

Bartimeo, Ciego, Ceguera

Atras